• Categorías

  • Suscríbete

    Escribe tu correo electrónico:

  • Comentarios recientes

  • Archivos

Entrada anterior
Entrada siguiente

Aznar: el amigo extravagante del PP

Las declaraciones del señor Aznar en Nueva York y Estepona han caído como un jarro de agua fría a sus “amigos extravagantes del partido popular”.
A pocas semanas de las elecciones regionales y municipales,  las afirmaciones del ex presidente han abierto la herida que tanto dolió a la “derecha” allá por el año 2004, cuando la foto de las Azores inmortalizó los “oídos sordos de un gobernante” ante los gritos de paz que clamaba su pueblo y  la privación del plebiscito a la “vox pópuli”.

Siete años después, aquél que defendió a capa y espada la invasión bélica de Irak, con argumentos sin base empírica y con la posición en contra de la comunidad internacional, acusa hoy al gobierno actual de demagógico,  por proteger a la población civil  libia, donde hoy han fallecido al menos veinte niños en Misrata por las tropas de Gadafi.

El silencio de Rajoy ante las disidias de su mentor,  ponen en evidencia la estrategia de la derecha de “mantenerse al margen” ante la crudeza de las palabras; con tal de no manchar su nota en los sondeos metroscópicos pre electorales.
La equiparación falaz de Irak con Libia reabre las heridas cicatrizantes del inconsciente colectivo. Las secuelas de dolor sembradas por aquella “guerra” cuya intervención no consistió en proteger a la población civil,  sino salvaguardar “intereses oscuros” orquestados por la ideología neoliberal.

El mercado armamentístico internacional se rige por la oferta y la demanda y no, por criterios de amistad. ¿Se puede culpabilizar a las empresas de automóviles por las muertes de accidentes de tráfico? según la argumentación analógica y el criterio de Aznar, sí. Según su razonamiento, las empresas han vendido aquellos coches que han sido causa del accidente. Luego todos aquellos que han comprado los correspondientes coches siniestrados son “amigos extravagantes del concesionario vendedor”.

La venta de un producto no responsabiliza a la empresa del uso que su comprador o consumidor haga del mismo. El uso irresponsable del producto y los daños causados a terceros son susceptibles de responsabilidad civil.
La intervención de España en Libia es una misión de  protección a una población civil  que está sufriendo los ataques indiscrimados de su tirano. El uso irresponsable de las armas,  realizado por Gadafi,  es precisamente  lo que le convierten en el “enemigo actual y extravangante de occidente”. La muerte de niños en Libia está por encima de los argumentos demagógicos de aquel que en su día, apoyó un conflicto de “dudosa” legitimidad.

Las declaraciones hechas por Aznar, ese que sigue afirmando que la autoría de las bombas de Atocha fueron puestas por “individuos llegados de desiertos y montañas lejanas”,  muestran el mensaje latente de rencor de un emisor que sin voz ni voto en esta situación, se dedica a crispar la opinión pública y obstaculizar el tan ansioso deseso de Rajoy de pisar la alfombra de la Moncloa.

Deja un comentario

5 COMENTARIOS

  1. Mía

     /  20 abril, 2011

    Remarcable análisis con acierto sobe la extravagancia….

    Responder
  2. "El que no se atreve a ser inteligente, se hace político". (Enrique Jardiel Poncela)

    Saludos

    Mark de Zabaleta

    Responder
  3. Inma

     /  20 abril, 2011

    Hola, Abel.

    Muy buen articulo, coincido plenamente en tu exposicion. La unica explicacion que hay para las declaraciones de Aznar podria venir dada por un estado de resentimiento constante-continuo. Pasara a la historia como el peor presidente de España (digno heredero del franquismo). No se puede hablar como lo ha hecho y salir indemne; la resposabilidad politica de un ex-presidente no es ilimitada.

    Te seguire leyendo, me interesa tu blog.

    Un saludo.

    Responder
  4. fernandomaría

     /  23 abril, 2011

    Creo, también que Aznar es un gran resentido. Pero lo malo es que se tiene en gran estima y piensa que sus palabras sientan cátedra, por eso comete esas locuras políticas.

    Responder
  5. Bonnie

     /  25 abril, 2011

    ..muy acertado escrito…lo que me parece un tanto increible es que Baltasar Garzón esté siendo juzgado por prevaricación o mal interpretación de las leyes…y que el Sr Aznar no haya sido llevado a la Justicia no solo internacional (conjuntamente con Bush, Tony Blair) sino nacional, por haber mentido a la población en España, con el supuesto Informe de los servicios de Inteligencia donde se aseguraba que Irak tenía armas de destrucción masiva, y luego no era así…es decir engañaron al mundo entero, la mentira de la historia..donde murieron miles de inocentes (población civil)…y nadie en el mundo.. me refiero a la denuncia de algún país u Organismo Internacioanal, nadie ha podido increparles tal Violación de Derechos Humanos contra la población iraquí.

    Baltasar Garzón fue uno de los que increpó al gobierno de Estados Unidos por el caso de Guantánamo, pero ya sabemos en qué situación se encuentra actualmente el ex juez, como para continuar este tipo de cruzadas contra el país más poderoso del mundo.

    Un saludo cordial

    Responder

Deja un comentario